Cómo utilizar un extintor

Cómo utilizar un extintor
Cómo utilizar un extintor

uso-del-extintor1
¡Fuego! Es una palabra que da miedo, ¿no es así? Hay una alta probabilidad de que te encuentres con un incendio fuera de control al menos una vez en tu vida; una buena habilidad a la que recurrir será saber cómo usar un extintor de incendios. Este artículo explica el proceso de uso de un extintor de incendios en una emergencia. Naturalmente, tiene más sentido aprender esto para la pequeña probabilidad de que lo vayas a necesitar algún día, que tratar de adivinar qué hacer en el momento en caso de incendio.

Solicita ayuda antes de intentar extinguir un incendio. El incendio puede extenderse mucho más rápido que lo que puedas manejar, y si la ayuda está en camino tendrás una preocupación menos.

  • Llama, o que alguien llame, al servicio de emergencias de tu país (911 en Norteamérica, 999 en el Reino Unido, 112 en la Unión Europea) lo antes posible. Pide que el servicio para incendios venga de inmediato, dando tu dirección y una breve descripción del tipo de incendio.
  • Revisa que todos los demás hayan abandonado la casa y que se hayan sacado también todas las mascotas. Que todos se reúnan un punto de reunión seguro. No permitas que los niños intenten usar un extintor de incendios.
  • Reaccionar frente a un incendio requiere de un proceso sólido de toma de decisiones, que los niños y algunos adultos no podrán poner en práctica durante el pánico de un incendio. Un entrenamiento previo sobre el uso correcto del extintor puede aliviar un poco las preocupaciones.

 Revisa tu propia seguridad antes de comenzar a extinguir un incendio.Algunas cosas claves para revisar antes de usar un extintor de incendios:

  • ¿Estás físicamente capacitado para extinguir un incendio? Ciertas personas tienen limitaciones físicas que podrían disminuir o eliminar la capacidad de usar adecuadamente un extintor de incendios. Las personas con discapacidades, los adultos mayores y los niños pueden encontrar que un extintor es demasiado pesado para manipular o que les resulte demasiado difícil aplicar la presión necesaria para operar el extintor.
  • Busca los puntos de salida. Asegúrate que haya una salida para escapar inmediatamente si fuera necesario. Mantén tu mente concentrada en la disponibilidad de una retirada segura. La Asociación Nacional de Prevención de Incendios de EE.UU. recomienda que se instalen los extintores cerca de las salidas, para permitir tener la espalda en la salida cuando se use; esto asegurará que puedas escapar fácilmente en el caso de que el incendio se salga de control.
  • No intentes extinguir un incendio que emita humo tóxico; si lo sospechas, o si simplemente no sabes si el humo es tóxico, déjaselo a los profesionales.
  • Revisa la seguridad estructural del edificio, en caso de que las paredes, el piso, o las vigas incendiadas presenten un riesgo para tu seguridad.
  • Si tienes más de un extintor de incendios, considera pedirle a otra persona madura y responsable que lo use junto a ti.

Recuerda que tu vida es más importante que la propiedad, así que no te pongas en peligro a ti mismo ni a otros.

Evalúa el incendio. Sólo debes intentar apagar con extintor un incendio contenido; los extintores portátiles son útiles para ser usados inmediatamente sobre incendios pequeños. Contienen una cantidad limitada de material extintor y deben ser usados apropiadamente para no desperdiciar el material.

  • Evalúa rápidamente con tu sentido común la utilidad y seguridad de usar un extintor para el incendio que estés experimentando. Obviamente, un extintor es demasiado para una vela, pero inútil cuando toda la casa se incendia. Un incendio en un cesto de basura es un buen candidato para usar el extintor.

Usa tus instintos. Si tus instintos te dicen que el fuego es demasiado peligroso, confía en ellos.

Revisa el tipo de extintor. En los EE.UU. existen cinco clases de extintores de incendios: A, B, C, y las menos comunes D y K. El agente extintor puede ser agua, químico seco, halón, CO2, o un polvo especial.

  • Clase A: Apropiado para incendios de tela, madera, goma, papel, plásticos varios y combustible normal. Se suele llenar con 2 1/2 galones (9,46 litros) de agua presurizada.
  • Clase B: Apropiado para incendios de grasa, gasolina o aceite, se lo suele llenar con un químico seco. No se recomiendan los extintores menores a 6 lbs (2,72 kg).
  • Clase C: Apropiado para incendios eléctricos causados por aparatos, herramientas y equipos que se enchufen. Puede contener halón o CO2. El halón 1211 y el 1301 son muy caros y afectan la capa de ozono, pero el halón se está reemplazando por agentes como el FM200. Observa que ahora el halón es ilegal en muchas jurisdicciones.
  • Clase D: Usado para metales hidroreactivos, como el magnesio, y será colocado en lugares como fábricas en las que se usen esos metales. Viene en forma de polvo, y debe extenderse sobre el material a extinguir.
  • Clase K: Contiene un agente químico húmedo especial para usarse en incendios de cocina para apagar el fuego provocado por aceites vegetales, grasas animales y otras grasas.
  • Observa que la mayoría de los extintores trabajan con una combinación de las clases de incendios. Deberás definir rápidamente el tipo de incendio que tienes, y asegurarte que el extintor sea compatible con el incendio. Un extintor multipropósito ABC de químico seco (10 lb/4,5 kg) sirve para la mayoría de los incendios, especialmente si no estás seguro del origen del fuego.

Alista el extintor de incendios. Casi todos los extintores tienen un perno de seguridad en el mago. Este perno parece un anillo plástico o metálico, a veces de color rojo, sostenido en su logar con un sello plástico. Las características distintivas variarán según el tipo de extintor que tengas. Debes romper el sello y tirar del perno de seguridad del mango antes de poder apretar la manija que descarga el agente extintor.

Ayudará si te aseguras de haberte familiarizado con el método de empleo del extintor antes de estar bajo la presión de un incendio; tómate el tiempo para leer las instrucciones después de leer este artículo. Familiarízate con sus características especiales y con sus partes. Extintores distintos descansan en métodos distintos de uso: toma nota de esto antes de tener que usarlo.

Apunta a la base del fuego. Disparar contra las llamas es un desperdicio de extintor, ya que no estarás apagando la fuente de las llamas. Detener el fuego en su fuente es vital; o quitar o tapar el combustible en el piso para apagarlo. Si concentras es extintor en la base del fuego o en su fuente, estarás extinguiendo el combustible.

About the author